Obreros que no dan problema

 

Seguro que ya conoces aquella célebre frase: “¡No quiero tener problemas!”

Es muy común entre las obreras y obreros.

¿Y quién nunca pronunció tales palabras, o pensó así?

Si ves el error de alguien, y no tienes el coraje de hablar, porque en seguida piensas que vas a tener problemas. Es muy raro que tomes la iniciativa, y nunca expones tu opinión. Todo porque ese pensamiento infame, está enraizado en tu mente.

Puedes ver a tu compañera/o de guerra con una responsabilidad, y que necesita un auxiliar, pero no haces nada y ni quieres entrometerte en el trabajo de nadie, ¿y por qué? ¡Por qué no quieres tener problemas!

A veces cuando llegas a la iglesia y ves la necesidad de preparar algo para la reunión, pero como no eres la o el responsable, entonces, te quedas inerte y no quieres salir de tu “rinconcito”.

Eres súper callada/o. Muy sonriente e incluso agradable, pero de pocas palabras. Entras, te cambias y sales callada/o, porque te repugna la idea de tener problemas, porque crees que si hablas mucho, vas a ser vista con otros ojos.

Cuando ves a otra obrera u obrero teniendo reacciones extrañas en relación a la autoridad, no haces nada para resolverlo, no la o lo reprendes, no le dices que está equivocada/o y mucho menos hablas con la o el persona responsable sobre la situación, porque piensas que si vas a hablar sobre el asunto, vas a tener problemas con el pastor y los otros obreros.

El hecho de que tu nombre sea mencionado, ya es motivo para que pierdas la paz y para pensar mil y una cosas, ya que vives perseguida/o por este concepto diabólico de no querer tener problemas.

Querida Obrera y Obrero, compañera de todos los jueves, por si acaso este pensamiento y actitud hacen parte de tu vida, entonces, es algo muy serio, porque quien actúa así, está teniendo más problemas, tanto para su alma, como para quien la/lo rodea. Piensa conmigo, y observa si no es verdad, si la persona vive de esa forma, ella está presa, no es libre, ni lleva la liberación a otros, ¡por qué tiene miedo de llevar la verdad!

Presta atención, nosotras tenemos que ser equilibradas, pero nunca podemos encubrir la verdad. Los problemas existen y tienen que ser traídos a un primer plano, porque sólo así es que llegamos a la solución de los mismos.

Quien se esconde de “tener problemas”, vive en tinieblas, en “oculto”. ¡Y es más propensa a la mentira, al engaño!

Y tú dices: “¿Pero ahora voy a ir diciendo todo lo que pienso, voy a hacer todo a mi manera, voy a actuar sin pedir autorización?” ¡Calma! La moderación en todo es buena… se sensible a la necesidad de cada momento. Todo tiene la hora correcta y el momento exacto, pero la verdad tiene que ser dicha, ¡duela a quien duela!

 

2 Comentarios “Obreros que no dan problema

  1. Buenas Tardes…
    Este mensaje es muy directo, y me veo identificada, ya que, he pasado esta etapa, y el diablo ha usado ese pensamiento para impedir que Dios me usara en muchas ocasiones, pero busque ayuda y gracias a un hombre de Dios, un Pastor, que me oriento, pude salir de ese circulo. Si voy a obedecer a Dios y eso me trae tribulaciones… Amen¡¡ Heme aqui… Dios los Bendiga Extraordinariamente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.